SÍGUENOS EN:


VOLVER A FUENTEOVEJUNA: De drama, justicia y teatro al final de la amnesia



 Por Saúl Campos/ Una actriz ha llegado a Madrid junto a su criada con un objetivo claro: encontrar a Lope De Vega, el Fénix de los ingenios, colarse a uno de los ensayos de su compañía y robar el texto de su próximo éxito, una obra llamada Fuenteovejuna, basada en la tragedia que sucedió en dicho municipio de España. Esta mujer tiene un pasado amoroso con el autor, sin embargo, necesita dejar que las heridas del pasado no interfieran en sus actos, pues esta misión tiene por meta salvarla del cobrador que le ha pedido saldar la deuda con las letras del prócer.

Pero cuando Elena aseste un golpe en la cabeza de Lope para poder cometer el atraco, se topará con un nuevo problema: tener enfrente al escritor más importante de su época, con la memoria perdida, incapaz de recordar quién es… ni el final de la obra que ha de robarle.

De la pluma de la también actriz, Mariana Hartasánchez, llega de nueva cuenta a la cartelera mexicana Volver a Fuenteovejuna. La autora nos ubica en el espacio y tiempo de un romance real, como lo fue el de Elena Osorio y Lope de Vega, para sumar el elemento de ficción que destapa la tesis de la propia Funteovejuna, analizar la justicia desde cero, como un ideal y también como algo que pone en jaque los valores y ambiciones personales en cuanto se desentraña. Sin embargo, el tono que Hartasánchez elige para narrarnos esto tiene tan buen ritmo e inteligencia en su discurso, que todo sucede con la ligereza necesaria para enamorar al público con este relato.

Ginés Cruz toma la dirección con una ejecución perfecta que nos permite ser cómplices de la creación de personajes en escena, incluir elementos poéticos e incluso combate escénico, sin enfocarse de más en cada uno y construyendo la historia en un tono dramático con claros visos de comedia, donde sus actrices dan plena cátedra de su profesión y dan vida al texto con una precisión absoluta.

Emma Dib y Gabriela Betancourt se encargan de dar vida a Lope de Vega / Pifia y Elena Osorio, respectivamente. Dib nos permite ver su pase de un personaje a otro sin mayor dificultad con el manejo de inflexiones, tonos y posturas tan concisas que hacen de esta transformación un espectáculo que nos lleva en un viaje por la ruta emocional de la actriz.

Por su parte, Betancourt hace lo propio al dejarnos ver el conflicto emocional de su personaje, capaz de romper en viñetas y escenas de soporte con una precisión que llena el escenario, y nos permite ver en ella el conflicto interno de una mujer que nunca ha podido romper con las ataduras del pasado y ahora tiene la opción de hacerlo de tajo, o continuar con las viejas costumbres.

La obra nos deja ver, detrás de la figura del dramaturgo, a dos mujeres luchando por salir de un círculo de abuso, de violencia y de menosprecio, en el cual han oscilado desde su nacimiento, por el simple hecho de existir bajo el género que la naturaleza asignó. Esta historia, fiel al propio estilo de Lope, se torna macabra al sentir como espectador que cada palabra y frase se puede trasladar a la realidad fuera de la ficción, y que uno desearía poder encontrar solo en la escena, más no en la cercanía.

Cuando Elena busca la llave de salida por medio del hurto de una obra, ella se está jugando su integridad, su futuro y el de su dama de compañía, pues la justicia no llegará de manera natural y alguien tiene que empuñar la espada que les salve del yugo. Cuando ellas se monten en el caballo de la venganza no habrá vuelta atrás y las consecuencias surgirán como lo hicieron con el pueblo de Fuenteovejuna, la diferencia radicará en si ellas decidirán seguir como las ovejas, así como si la memoria de Lope lo dejará en condición de víctima o podrá resarcir el daño que tiempo atrás ha hecho.

Volver a Fuenteovejuna es una obra que, al regresar las premiaciones anuales del gremio en nuestro país, sin duda estará cosechando nominaciones. Es una historia sobre justicia y liberación del patriarcado, envuelta en el ingenio de la rima y la poesía con sabor del siglo de oro español, que visita los versos de Lope para dar una profundidad al texto que verdaderamente resulta fascinante.

La obra se presenta hasta el 29 de agosto en el Teatro El Granero Xavier Rojas del Centro Cultural del Bosque, consulta precios y horarios, aquí.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



2 comentarios sobre “VOLVER A FUENTEOVEJUNA: De drama, justicia y teatro al final de la amnesia

  1. Muchas gracias, vi la obra y esta crítica y reseña expresa justamente tofos los sentimientos reflexiones y goces que sentí con Volver a Fuente Ovejuna una gran obra de Mariana Hartasánchez excelente dirección de Ginés Cruz y actuaciones magisyrales de Gabriela Betancourt y Emma Dim. Quiero verla una y otra vez.

Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.







Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


DA CLICK AQUÍ




BANNER4_ALT









Sigue a
Cartelera de Teatro en: