aqui

Este 25 de febrero murió a los 87 años de edad una leyenda del teatro y del cine mexicano, la actriz Carmen Montejo. La reconocida actriz nació en el año de 1925 en Pinar del Río, Cuba, llegando a nuestro país con tan solo 17 años de edad en 1942. Nacida con el nombre de María Teresa Sánchez González, adoptaría al poco tiempo de radicar en México el nombre con el que logró el éxito.

No se han dado a conocer todavía las causas del fallecimiento de la también directora y dramaturga, sin embargo desde hace varios años la actriz sufría de severos problemas respiratorios.

Durante su carrera Carmen Montejo actuó en más de 70 películas y 30 telenovelas. Con una exitosa y extensa carrear en el teatro, la protagonista de Doña macabra actuó en puestas en escena como La casa de Bernarda Alba y Bodas de Sangre, de Federico García Lorca. Es en el papel de Adela en La casa de Bernarda Alba que la actriz debutó en teatro en México en el año de 1946. En esta puesta en escena compartió escenario con Virginia Fábregas y estuvo bajo la dirección de Ricardo Mondragón.

Otras obras en las que Montejo actuó son Las troyanas, de Eurípides, y Los Zorros, bajo la dirección de José Solé; ¿Quién le teme a Virginia Woolf?, de Edward Albee, con la dirección de Xavier Rojas; El efecto de los rayos gamma sobre las caléndulas, de Paul Zindel, con la dirección de Nancy Cárdenas; y Felicidad, con la dirección de Fernando Wagner. Como directora de escena la reconocida actriz realizó las obras Mujeres, mujeres, El señor presidente, Adorables enemigas y Tres mujeres altas.

Otros montajes en los que tuvo una destacada participación fueron Lecho nupcial, El pobre barba azul, El gesticulador, Yo madre, yo hija y Los Monólogos de la vagina.

Entre sus trabajos como dramaturga están los textos  y Mujeres calumniadas, éste último censurado en el año de 1955 por el entonces Departamento del Distrito Federal. A unas cuantas hora del estreno de este montaje, que contaría con la dirección de Xavier Rojas y las actuaciones de Andrea Palma, Tana Lynn, Anita Blanch y la propia Montejo, las autoridades prohibieron su representación debido a que fue considerada inmoral y una “exaltación del lesbianismo”. Esta obra no pudo presentarse en la Ciudad de México sino hasta que fue estrenada en la ciudad de Puebla, en donde tuvo un exitoso recibimiento.

La actriz recibió premios como el Ariel por su interpretación en Mujeres sin mañana (1951) y el Ariel de Oro en 2005 por su trayectoria. En 2003, con motivo de 67 años de vida artística, Carmen Montejo recibió el Homenaje Nacional Una vida para el Arte en el Palacio de las Bellas Artes, en el cual fue reconocida por el Consejo Nacional para l Cultura y las Artes y por el Instituto Nacional de Bellas Artes. Con motivo de sus ochenta años, en el 2005 fue nuevamente homenajeada en el recinto por el INBA, la Sociedad General de Escritores de México, la Asociación Nacional de Actores y la Asociación Nacional de Intérpretes.

Otros reconocimientos que la extraordinaria interprete recibió fueron la Estrella de Plata, el ACE de Nueva York, el Globo de Plata en Argentina, las llaves de las ciudades de Nueva York, Dallas y Los Ángeles y el galardón Mejor Actriz de América, en Perú.

En el 2008, cuando el Teatro Carmen Montejo recibió su nombre, la actriz dijo a los asistentes, haciendo referencia al día de su muerte, “yo siempre sueño a un charro mexicano acompañado por una mulata cubana. Yo digo que tuve la suerte de tener papá y mamá, porque tengo a Cuba y a México. Y el día que yo ya no esté con ustedes, quiero que en mi ataúd se pongan las banderas de México y Cuba”. Descanse en paz esta enorme figura de los escenarios iberoamericanos.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.