SÍGUENOS EN:


HELLEN KELLER: La increíble -y no tan conocida- historia de la autora y activista



Por Mariana Mijares/ Muchos están familiarizados con la historia de Hellen Keller, una joven que perdió la vista a los 19 meses pero que no dejó que esta discapacidad la limitara convirtiéndose en la primer persona sordociega en obtener un título universitario (en Radcliffe College de la Universidad de Harvard) y posteriormente en una prolífica autora y destacada activista. Pero antes de todos sus logros, Hellen fue una niña indisciplinada y renuente, hasta que conoció a la maestra Anne Sullivan; justamente sobre este encuentro, y primera etapa de su vida, trata la obra Helen Keller, La increíble historia.

Originalmente titulada The Miracle Worker, este trabajo fue escrito por William Gibson basado en la autobiografía de Keller: The Story of My Life. El montaje estrenó en el Playhouse Theatre de Broadway en octubre de 1959 y cerró en julio de 1961 tras 719 funciones. También se llevó a Londres y se hizo una adaptación cinematográfica con el elenco original que fue nominada a 5 premios Óscar.

Ahora llega al Teatro Rodolfo Usigli gracias a la Familia Larrañaga: el abuelo, Fernando, dirige, produce y adaptó el texto; su hija Adriana produce y actúa; y sus nietas, Ximena y Patty, alternan junto a Adriana los personajes de Hellen Keller y Anne Sullivan.

Originalmente la obra incluye varios personajes, incluidos varios miembros de la familia de Keller. En México se adaptó de manera que al inicio solo los escuchamos en una breve narración en la que los padres de Hellen hablan sobre lo difícil que ha sido lidiar con la enfermedad de su hija, y cómo acudieron al Instituto Perkins para Ciegos en Watertown, Massachusetts, quien envía a la maestra Anne Sullivan -en ese entonces de solo 20 años-, para ayudar a la pequeña de 7.

La maestra Anne (alternan Patty/Adriana) también creció con una limitante de la vista, pero luego de operarse y convertirse en maestra para ciegos en Perkins, está convencida de poder ayudar a Hellen (alternan Patty/Ximena).
Lo primero que pide Anne es que la dejan aislarse junto a la niña en una cabaña en el bosque, alejarla de su familia para que ésta no siga fomentando su indisciplina y que se salga con la suya. Esta cabaña está bien ambientada con pocos objetos: una cama, una mecedora, una mesa con dos sillas, y una pequeña estufa. La escenografía es de Marco Corte.

Los primeros días de convivencia resultan realmente complicados: Hellen no puede comunicarse de ninguna forma, rompe cosas, camina sin tener noción de los objetos que la rodean y come con las manos sin ningún tipo de modales. Armada de enorme paciencia, su maestra intenta enseñarle palabras sencillas con señas para poder comunicarse; la primera: “muñeca”, de las cosas favoritas de la niña.

Estas primeras interacciones resultan un verdadero reto para Hellen y Anne, pero a la par, para las actrices que las interpretan, pues ambas constantemente forcejean, la maestra recibe golpes o mordidas y la niña al no dimensionar el entorno, cae varias veces al piso. El trabajo físico de ambas está muy cuidado, pero como público, no deja de sorprender el enorme esfuerzo físico que realizan.

Los momentos de tensión están reforzados por la música original y el diseño sonoro de Edher Corte, quien, a manera de película, potencializa las emociones que vemos sobre el escenario.

Aunque la mayor parte de la obra solamente están esos dos personajes, en algún momento el hijo de los empleados, Percy, tiene una pequeña participación pues la maestra lo invita un momento con ellas.

Con el paso de los días, y sobre todo gracias a la constancia, disciplina, y enorme paciencia, Anne empieza a notar los primeros cambios en Hellen, quien va recibiendo estímulos positivos y empieza a poder expresarse por primera vez luego de que no solo no veía ni escuchaba, sino tampoco hablaba.

Hellen va adquiriendo así las herramientas no solo para comunicarse, sino para poder canalizar su energía y transformarla en algo positivo, y aunque toda su destacada carrera no forma parte de la obra, resulta muy interesante presenciar la recreación de esos primeros momentos en los que se sembró la semilla que se cosecharía años más tarde. Ahí, en esa pequeña cabaña, empezó su carrera y especialmente su la amistad con Anne, que se prolongaría casi 50 años, hasta la muerte de la maestra en 1936, a los 70 años.

El capítulo de la vida de Hellen resulta tremendamente inspirador al recordar que no hay limitantes cuando se tiene voluntad y perseverancia, lo que aquí aplica no solo a las protagonistas, sino también a la familia detrás de esta obra que tendrá pocas funciones.

La obra se presenta hasta el 5 de marzo, en el Teatro Rodolfo Usigli, consulta precios y horarios, aquí.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.







Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


DA CLICK AQUÍ




BANNER4_ALT











Sigue a
Cartelera de Teatro en: