SÍGUENOS EN:


EL HÁMSTER DEL PRESIDENTE: Los niños toman el poder



Por Luis Santillán/ Juan Villoro publica en el 2018 el cuento El hámster del presidente, relato donde desarrolla la historia del roedor Genaro III, quien es el secretario particular del mandatario, a partir del encuentro con Ruy modifica su comportamiento afectando el rumbo de las decisiones políticas.

El cuento de Villoro tuvo su primer acercamiento a un tratamiento escénico en Chile a principios de este año, ahora bajo el sello de Once Once producciones se estrena en el Teatro Helénico con la adaptación de Saúl Enríquez y la dirección de Paula Zelaya Cervantes.

La versión de Once Once producciones enfatiza el tratamiento sobre la relevancia de la participación para el pleno desarrollo de la democracia.

En el momento en que Gregorio III conoce a Ruy, recuerda un viejo amor que le provoca escapar, eso hunde en tristeza al presidente y comienza a tomar decisiones por impulso, la afectación crece al grado de que es necesario convocar a elecciones donde los hámsteres toman el protagonismo. En esta versión la familia de Ruy asume la labor de narrar los sucesos, además de ser el reflejo de las reacciones sociales.

Lo que es muy grato de la propuesta es el trabajo de Amanda Farah. Es una actriz que muestra su versatilidad, la agilidad con la que pasa de un personaje a otro es muy estimulante, le basta un par de accesorios y toda su capacidad para construir cabalmente a la entidad necesaria del relato, logra pasar de un conductor estereotipado a una madre moderna, a un presidente nostálgico y etcétera, sin que ninguno se deforme, tiene una gran conciencia del ritmo y eso le da fuerza emotiva a las situaciones donde los lazos familiares quedan en primer plano; Farah provoca gozo al ver su actuación, comparte la sensación de estar disfrutando sus personajes y es el punto de soporte de la propuesta.

Hamlet Ramírez tiene como rol principal el personaje del padre, igual que Farah debe narrar y encarnar a las demás voces del relato. Su trabajo es bueno, cuando los cambios requieren de velocidad no es tan limpio en la presentación de los personajes, pero cuando éstos tienen tiempo en escena se fortalecen mucho por lo que crea Ramírez. Lo que sobresale de su actuación es la calidad emotiva que logra en la narración. Entre Farah y Ramírez se logra una dupla donde las cualidades de cada uno fortalecen el hacer del otro, Farah brinda la chispa, la gracia; Ramírez los matices anímicos del relato.

Paula Zelaya Cervantes es una directora que ha generado gratas impresiones y momentos memorables en las obras previas que ha creado, ahora en este proyecto enfocado a jóvenes audiencias emplea recursos para animar un relato que no se desprende del universo narrativo, explora la capacidad de su reparto adulto para apostar en ellos lo que va más allá de la parte argumental, plantea el uso de recursos de manera lúdica, sin embargo, se siente una división en la propuesta.

Una línea de exploración funciona a partir del uso de elementos referenciales, como pelucas, lentes, figuras concretas de personajes, los hámsteres; la otra línea se centra más en la estimulación, los objetos de cocina para armar el mundo noticioso, la forma que tienen los candidatos, las escenas de traslado en bicicleta.

La segunda parece ser más estimulante porque encaja de manera armónica con la propuesta escenográfica de Sergio Villegas, si la historia se va a contar desde “la casa”, que los utensilios que la constituyen sean el hilo conductor de la narración visual aprovecha el universo creado. Además, esa parte de la propuesta tiene fuerza porque ayuda a alimentar la reflexión sobre como la toma de decisiones con implicaciones políticas realmente nace en el lugar que se habita.

El desarrollo de las propuestas de Zelaya ha llamado la atención desde tiempo atrás, con esta obra muestra la habilidad para enlazar recursos con la fuerza interpretativa de Farah y Ramírez, logra momentos cómicos, emotivos y cobija a los niños actores (Isabella Vázquez y Salomón Saldaña) para que su trabajo se mantenga en buenas condiciones.

El hámster del presidente es la oferta que tiene Once Once producciones para que las jóvenes audiencias acudan al teatro en este verano y se maravillen de lo que logra una joven directora con actores de gran capacidad.

La obra se presenta sábados y domingos hasta el 11 de septiembre en el Teatro Helénico, consulta horarios y precios, aquí.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.







Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


DA CLICK AQUÍ




BANNER4_ALT





Sigue a
Cartelera de Teatro en: