SÍGUENOS EN:


IN THE HEIGHTS: De la migración emocional y la pertenencia en medio del caos



Foto: Cortesía Producción

Por Saúl Campos/Hace varios años ya que Usnavi llegó a los Estados Unidos de la mano de sus padres, abandonando para siempre su amada República Dominicana, en búsqueda de una vida mejor, del famoso sueño americano… algo que muchos antes que él han buscado desde que Nueva York fue fundada y que ahora la ha vuelto un mosaico cultural de gente cuyas historias convergen en un espíritu latino que da vida a Washington Heights. Cuando la hija de los Rosario vuelva de la Universidad a pasar las vacaciones, todos los habitantes del barrio tendrán un importante movimiento emocional en sus vidas, algo inesperado que cambiará la pertenencia de todos, al menos hasta que lo noten.

El Teatro Milán puede desde ya anotarse uno de los triunfos más importantes para el teatro en México en 2019: ver una producción maravillosamente ejecutada de In The Heights, el gran clásico ganador del Tony y nominado al Pullitzer de la pluma de Lin- Manuel Miranda, producida por la escuela de formación artística Artestudio, y que lejos de ser una producción escolar, nos entrega un ejercicio profesional digno de Off- Broadway.

La historia de In The Heights y su música se han vuelto referentes artísticos imprescindibles desde que el musical vio la luz en Off-Broadway, al nivel de que esperamos ya su adaptación cinematográfica para el año entrante. Por ende, no estamos hablando de cualquier cosa, esta es una historia sobre la migración como un problema social, sobre la carencia económica, sobre el racismo y la segregación, y la esperanza de un futuro mejor.

In The Heights es y debe ser montada como el grito de guerra con el alma latina de fiesta y danza que posee, un frente de amor ante la desigualdad y la inestabilidad que en manos de José Sampedro es ejecutada perfectamente. Estamos frente a una gran dirección que acierta en darnos un ejercicio con todas las claves del musical, sí, con el esplendor y coreografías, pero que da un alto valor a su texto y lo toma como bandera para hacer vibrar a su elenco con un tren emocional que es inevitable que se apodere de su audiencia, que entrega las primeras lágrimas de alegría antes de que el primer número termine.

Si bien la única falla en la producción puede recaer ante un diseño de escenografía disparejo que logra situar en espacio y tiempo con la misma facilidad que dejarnos en ningún lugar, el resto de la escenotecnia que esta producción maneja es correcta de principio a fin, desde el vestuario de Fernanda Castello a la iluminación de Iván Sotelo, que nos brinda momentos de intimidad escénica tan mágicos que honran totalmente a la experiencia de cada número musical.

Mención aparte merece la coreografía a cargo de Estibalitz Ruiz, que logra apropiarse del escenario del teatro y hacerlo sentir como un escenario gigantesco, en el cual cada uno de sus elementos actorales habitan con perfecto espacio y brindan números musicales brillantes y bien resueltos.

Lo sorprendente aquí es poder presenciar un semillero de talentos tan impactante, en verdad, que la energía que el poderoso ensamble de esta obra tiene 100%. Es importante destacar a Iaan Leal como Graffiti Pete, Karen de la Fuente como Camila, Sharon Ayon dando vida a Vanessa, Alicia Candelas con una actuación tan potente como lo requiere un rol tan complejo como Nina, César Antulio Pérez a cargo de un sumamente emotivo Kevin, Carolina Reyes y Majo Gutiérrez como unas perfectas Daniela y Carla (cuyos momentos cómicos realmente van más allá de lo que podríamos esperar). Pero, sobre todo, Carla Hefte como la Abuela Claudia, Estefano Juárez como Benny, Saúl Villa como Sonny y Rodolfo Zarco como un Usnavi llevando esta obra a otro nivel de profesionalismo y entrega actoral.

In The Heights es el claro ejemplo de hacia dónde deberían apostar los grandes productores de musicales en nuestro país, a jóvenes talentos y textos no explorados, a producciones frescas y que realmente apuesten por conectar con problemáticas sociales cercanas. Esta es una maravilla escénica que debe seguir en una muy larga temporada, tan solo para recordarnos que nada está lejos, si el hogar es dónde estamos.

La obra se presentó del 19 al 28 de julio en el Teatro Milán.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



2 comentarios sobre “IN THE HEIGHTS: De la migración emocional y la pertenencia en medio del caos

  1. Espectacular obra de teatro musical…! Los bailes, la música… excelente ejecución! Me encantó…la magia de Lin Manuel Miranda es notorio y Carla Heftye como la Abuela Claudia me movió… me hizo llorar… tan hermosa voz!!! Rodolfo Zarco como Usnavi… interpretó un papel complejo maravillosamente!…Felicidades a todo el elenco y producción por esta bella obra!

Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.









BANNER4_ALT








Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


Correo electrónico:



Sigue a
Cartelera de Teatro en: