SÍGUENOS EN:


Manhattan Medea: teatro de vanguardia



Foto: Pili Pala

Foto: Pili Pala

Por Roberto Sosa/ Un día antes de la boda Medea se presenta en la casa de la novia; Jasón la dejó para casarse con la hija de un rico empresario. En la puerta de la mansión la recibe el mayordomo Velázquez, un personaje mitad sirviente mitad artista; con su personalidad socarrona se burla de Medea: “¿Es usted la prensa?”. Le propone hacerle un retrato: “soy Velázquez, aprendo imitando, soy maestro de la copia…”.

Separados, Medea desea que Jasón regrese a ella; él quiere voltear la página y vivir otra vida, en otro sitio, un lugar sin guerras, olvidar el pasado: “¿soy un asesino, tú una bruja?”. Un andrógino la ve llorar en la calle, es Deaf Daisy: “usted llora lágrimas de sangre”. El sentido de la belleza se desarrolla en las calles. Una mujer que baila con la muerte sin enmudecer. Medea es un cúmulo, la suma de amor, pasión y odio, un volcán a punto de hacer erupción, no se rendirá, matar está en su naturaleza, incluso a su propio hijo.

Manhattan Medea, la antigua leyenda, el clásico de la mitología griega escrito por Eurípides, se aborda desde una visión contemporánea. El texto es del dramaturgo alemán Dea Loher, en este la historia se sitúa en Manhattan, Medea y Jasón son inmigrantes ilegales que viven en el metro de Nueva York. Excluidos, exiliados, ladrones, asesinos y mentirosos.

Daniela Esquivel presenta una versión libre, una adaptación con la índole del clásico griego y con la contemporaneidad de Loher. Un trabajo interesante, despliega la dramaturgia sobre un escenario semivacío; pondera el texto y se recarga en las actuaciones, el resultado es bastante favorable. De un clásico se puede hacer y deshacer, con versiones a partir del ángulo del creador teatral. Está –mi opinión- es acertada.

Las actuaciones residen en Quetzalli Cortés (Velázquez), Yver Sorród (Deaf Daisy), Amanda Polo (Medea), Xavier Villanova (Jasón) y Enrique Vega (Sweatshop Boss). Los cinco están en el mismo nivel, buenas actuaciones, equilibrados. Si bien los protagonistas son Medea y Jasón, los otros tres complementan el discurso; un acierto (así lo veo), son Velázquez y Deaf Daisy, aparecen como dos personajes surrealistas.

Manhattan Medea es teatro de vanguardia, una versión que iguala los conceptos del teatro actual, con un lenguaje propio sin perder la esencia de la obra original. Jasón y Medea en los tiempos furiosos que nos toca vivir, inmersos en la violencia e inseguridad que signan nuestro tiempo. La traición, la avaricia y el poder que mueven al ser humano de hoy, lo movieron siglos atrás y en el futuro seguirá igual.

La compañía Luna y Señas presentan esta puesta en escena en La Capilla Teatro los viernes del 1 de abril al 13 de mayo.

Consulta precios y horarios de la obra aquí.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.







Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


DA CLICK AQUÍ




BANNER4_ALT











Sigue a
Cartelera de Teatro en: