SÍGUENOS EN:


NIÑO PERDIDO: La autoreconciliación



13450749_1116413585085268_9152098974836640024_nPor Saúl Campos/ A Manuel Andrés no le gusta su vida, en realidad nunca le ha gustado, pero este día en específico ha sido el colmo, nada ha salido bien, al contrario, parece ir de mal en peor. Sin embargo su hada madrina sabe que el problema consiste en haberse olvidado de si mismo, de haber perdido a ese niño capaz de ser valiente y con las ganas de salvar al mundo, por lo cual un poco de ayuda mágica para traer de vuelta a su yo pequeño, sin duda podría resolver la situación…o quizás empeorarla más.

Con 12 Princesas En Pugna, el escritor Quecho Muñoz ha dado a su público un estilo propio, que lleno de referencias pop y un sentido del humor que pasa por todas las gamas de color, aborda temas de cuestión social de una forma bastante amena, en esta ocasión la autoestima, en su más reciente obra: Niño Perdido.

Mediante la historia de Manuel, Quecho va recorriendo un mundo común y gris en el cual las actitudes adultas no son más que un reflejo de la formación en la infancia, logrando una narrativa que resulta conmovedora y entrañable gracias a los momentos de verdad que hay detrás.

Entre un padre que no sabe pedir perdón ni expresar sus sentimientos, un jefe tirano y un amor en silencio, el autor explora, con la comedia por delante, la forma en la que los seres humanos necesitan soltar el pasado para convivir en el presente, así como los motivos por los cuales se van perdiendo las ilusiones con la llegada de los años. De tal forma que resulta una avalancha de sentimientos encontrados por haber perdido, precisamente, una parte de sí conforme la vida se ha dado.

El texto puede llegar a caer en el exceso de comedia en la primera parte y en la sobre exposición en la segunda, motivos por los cuales pierde puntos para estar totalmente en orden, pero mientras va desarrollándose la trama, estos defectos se vuelven menos visibles gracias a la capacidad de sus actores por sacar adelante el trabajo.

El propio Quecho Muñoz estelariza su obra con una actuación franca y divertida, que se se complementa al cien por ciento con Lupita Sandoval, Gerardo González, José Daniel Figueroa y Crisanta Gómez, actores que gracias a su vasta experiencia teatral logran entender la esencia de la obra y poder llevarla a flote sobre la dirección, la cual realmente se queda corta ante las posibilidades que el texto y sus mismos actores pueden aportar.

Sin duda hay varias joyas en esta caja como el diseño de escenografía, como si se tratara de un juego va construyendo todo entre cubos de lego. Aunque realmente merece la atención de la producción, para que los detalles de origen sobresalgan y no se vean opacados por la falta de limpieza de la construcción y montaje, pues es uno de los diseños escénicos más propositivos y funcionales de lo que va del año en la cartelera.

La existencia de esta obra se justifica desde el momento en que permite replantear la idea de conservar los ideales, de no diluirnos al crecer, al acentuar que, a pesar de que cada persona tiene una apariencia (positiva o negativa) siempre existe un por qué para ello y se debe analizar antes de juzgar. Gran aporte para un contexto social actual en el que lo que menos se respira es tolerancia y aceptación.

Niño Perdido logra su cometido sobre sus imperfecciones y se convierte en una muy grata sorpresa, la cual se antoja que goce de una vida amplia para permitir su maduración.

Vivir del pasado, sin emociones y riesgos nunca será vida y vale toda la pena acercarse a este montaje para recordar que “madurar es sumar”, no restar, en especial si hablamos de ese niño que alguna vez fuimos, que se sorprendía conociendo el mundo y habitándolo.

Consulta precios y horarios de la obra aquí.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



Un comentario sobre “NIÑO PERDIDO: La autoreconciliación

  1. He visto Niño Perdido tres veces, y cada una me ha dejado una hermosa sensación en el alma. Serían tan amables de enviarme cupón de descuento para poder volver a verla e invitar a mi familia y amigos a disfrutar tan estupendo trabajo teatral. Gracias de antemano.

Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.








BANNER4_ALT





Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


Correo electrónico:


Sigue a
Cartelera de Teatro en: