SÍGUENOS EN:


MERMELADA CADA TERCER DÍA: Seduciendo al público en el mundo de Carroll



Mermelada 1Por Luis Santillán/ Lewis Carroll al escribir Alicia en el país de las maravillas lo que hizo fue lanzar una provocación a la imaginación y Ana María Aparicio cayó en ella. Su Alicia en, Mermelada cada tercer día, es una niña de 11 años obligada por sus padres a vender galletas, al hacerlo queda expuesta a un sin fin de cosas. La línea anecdótica trabaja con los pasajes propuestos por Carroll, pero contaminados por el universo donde Alicia vende las galletas.

Salvo un pasaje, los demás respetan el orden del relato tradicional; de manera astuta Aparicio, en su faceta de dramaturga –junto con Ariadna López-, plantean como hilo conductor el recuperar la canasta de las galletas, lamentablemente ese hilo se desvanece hacia la parte final de la obra.

La propuesta de texto tiene como virtud la introducción de Alicia al universo, y como elemento que naufraga la construcción de la Reina. Aparicio conoce el universo de Carroll, no sólo del primer relato, sino también de lo que ocurre al otro lado del espejo y juega hábilmente con los referentes y los conjuga de manera orgánica en un sólo relato.

El título hace referencia a un diálogo de la Reina blanca; hay una gran potencia en lo que Aparicio quiere hacer, juega con los elementos, pero falta algo para tener contundencia en lo que busca.

En su faceta como directora Aparicio logra una mancuerna extraordinaria con Israel Anaya Benavides, el universo visual adquiere fuerza por las decisiones sobre el vestuario, los referentes del mundo cotidiano sobre los personajes del mundo fantástico son sutiles y eficaces.

La directora se vale de múltiples recursos para crear cada espacio que visita Alicia, los recursos que usa para las modificaciones corporales de la protagonista funcionan muy bien; el ritmo con el cual desarrolla cada escena permite que los pasajes marchen sin contratiempos. Hay regodeos donde lo amerita y discreción donde es prudente.

Melanie Borgez tiene el personaje de Alicia, salvo ciertos momentos donde se pierde la corporalidad de la niña, establece un personaje capaz de establecer un puente emotivo con el espectador; logra sumar en una escena enloquecida –Una merienda de locos- y genera la angustia necesaria en la escena donde la Duquesa muestra su naturaleza. Guillermo Henry, Eduardo Carranza, José Elizalde y Fabiola Mata encarnan a los diversos personajes que construyen el relato, es un trabajo en conjunto equilibrado; queda la duda de si la construcción de la Reina tiene la contundencia requerida.

Mermelada cada tercer día es una puesta en escena con buena manufactura, con un equipo actoral sólido y una dirección/dramaturgia que encausa los elementos para mirar de frente el universo de Carroll y no perderse en una madriguera, por el contrario, la creación de Aparicio ofrece las particularidades para distinguirlo y los referentes alimentan su relato.

Esta es una puesta en escena que puede convocar tanto aquellos seducidos por el universo de Carroll como a los que buscan una buena opción en cartelera, consulta precios y horarios de la obra aquí.

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.







BANNER4_ALT




Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


Correo electrónico:



Sigue a
Cartelera de Teatro en: