SÍGUENOS EN:


El hijo de mi padre, de Adrián Vázquez



el-hijo-de-mi-padre-adrian-vazquez-iPor Kevin Contreras / La cruda historia que vive un niño con su padre en la Tijuana de los años setenta es plasmada en la obra El hijo de mi padre, dirigida, escrita y actuada por Adrián Vázquez. Este monólogo cuenta la historia de Maximino, “Maxi”, un niño que nació y creció en la convulsionada Tijuana, donde los prostíbulos y la decadencia social eran el pan de cada día.

En un espacio adecuado para 25 personas, el actor puede ver al público a la cara y desenvolverse a escasos metros de él (apenas dos). Esta puesta en escena comienza narrando la vida del pequeño Maxi, quien vive sumergido en una familia marcada por el pasado y por una sociedad “moderna” donde el alcoholismo, la drogadicción y la ausencia de valores colectivos lo llevan a formarse -a los seis años de edad- como uno ser violento y despreocupado.

Por el ritmo de vida de sus padres, él y sus hermanos crecen en la calle; su padre no tiene tiempo debido a su trabajo en una maquiladora, y su madre todo el tiempo está ocupada por las múltiples responsabilidades del hogar. Así que Maxi, desde niño, aprende rápidamente que la vida en su ciudad natal está basada en un solo cimiento: o pisas o te pisan.

Este montaje lleva a los límites el sentimiento humano, en un momento puedes estar riendo a carcajadas por las aventuras y bromas de Maximino, y en un segundo la situación da un vuelco de 180 grados al encontrarnos con desgarradores desenlaces, perfectamente bien actuados por Adrián Vázquez, que te mantendrán al filo de la butaca.

En esta puesta en escena podemos ver el México de los años setenta, el cual en cuarenta años ha cambiado poco o nada. Como espectadores nos sentimos identificados al vernos reflejados en esa historia pasada, y la espléndida actuación de Adrián Vázquez nos deja con un gran sabor de boca.

El intérprete de este monólogo en un momento nos hace ver en escena a Maximino, con toda su personalidad, sus características y gestos, hasta su muletillas al hablar. De pronto, son otros personajes los que desfilan frente a nosotros con toda nitidez y fuerza: El Grillo, Emilio, Rully o Lala.

El hijo de mi padre, una obra imperdible con un final inesperado. Hacer click aquí para más datos del montaje (dirección, horarios, boletos, etc.).

No dejes de recibir en tu correo, Facebook o Twitter toda la información y los estrenos de las obras de teatro de la Ciudad de México.

Quizá esto te interese:



Deja aquí tu comentario


Tu dirección de correo electrónico no será publicada y no se te enviará nunca correo alguno, al menos que así expresamente lo solicites. El correo tiene fines de registro. Los campos necesarios están marcados *, el campo Web es totalmente opcional y puedes poner ahí la diección o tu página en Twitter, por ejemplo.






Boletín teatral

( Recibe cada semana en tu correo
la mejor información y
las obras de teatro de estreno )


Correo electrónico:



Sigue a
Cartelera de Teatro en: